wrapper

Tras una exitosa carrera escribiendo temas para una considerable cantidad de artistas que van desde Luis Miguel y Ricardo Arjona, hasta Banda el Recodo, el compositor Miguel Luna opta por retomar con mayor formalidad su proyecto solista y lo hace de la mano de su disco Souvenir.

“Los primeros 15 años de mi carrera consistieron en hacer un montón de canciones de todo tipo, muchas veces sabiendo que en el ejercicio de escribir uno encuentra la madurez y la maestría para hacerlo; entonces yo sabía que si quería ser compositor debía crear canciones y lo hice para muchas personas, en algunas ocasiones me pidieron que los temas tuvieran tales características: ritmos y temáticas”, explicó el cantautor a Crónica.

Conforme pasó el tiempo y adquirió experiencia, decidió dejar la fórmula y apelar a la inspiración, mediante composiciones que surgieran de una inquietud personal, emotiva y creativa, independientemente de si el resultado sería ofrecido a un intérprete o no.

“El bagaje que uno carga de tanto andar, además de recolectar momentos, también recolecta frases de libros y poesía, como la de Luis Cernuda, Rafael Alberti, Octavio Paz o Jaime Sabines, y mi favorito de todos, del que más he sacado jugo es Mario Benedetti. Y ese tipo de lírica cotidiana con su dosis de poesía, me gusta mucho”, compartió.

Continuó: “Intento imprimirle una poesía ligera, porque tampoco los tiempos dan para que el oyente se embeba de esta forma. Está bien platicar coloquialmente y decirlo sin florituras, pero creo que también de repente en una canción es bienvenida una buena frase”.

Es así como el material se convierte en un anecdotario de experiencias recabadas a lo largo de su carrera: “Estoy visitando emociones reflejadas en canciones, es una colección de todo tipo de emociones, desde amor hasta desamor”, expresó.

“Desde la escena underground de los compositores, que es ahí donde me ubico, trato de parar la antena para captar lo que suena, desde lo comercial hasta lo más propositivo, y yo creo que ambos mundos son válidos y se pueden compaginar, yo lo he hecho para otros intérpretes”, aclaró.

Agregó: “El chiste es saber dónde estás parado, yo lo tengo claro, me gustaría empatar el nivel que puedo tener como autor a como intérprete, del modo que lo hace Armando Manzanero”.

Es así como el próximo viernes 11 de enero llegará al Lunario del Auditorio Nacional para dar una muestra de la sonoridad que ha acumulado, la cual va desde pop hasta trova, haciendo escala por algunos ritmos de ­bossa nova, góspel, reggae, cumbia y hasta el reguetón, ofreciendo su propuesta como intérprete.

Last modified on Tuesday, 08 January 2019