wrapper

La Oficina Federal de Investigaciones (FBI) en Los Ángeles advirtió que estafadores desconocidos amenazan y atemorizan en el sur de California mediante llamadas telefónicas en las que los identificadores muestran los números verdaderos del FBI.

En las llamadas, los delincuentes se hacen pasar por agentes del FBI y exigen a sus víctimas información financiera personal.

En las llamadas, los delincuentes dicen a las víctimas que tienen hay una orden federal para su arresto; orden que sería desestimada por un tribunal a cambio de un pago inmediato”, indicó el FBI en comunicado.

Estas son otras excusas que los delincuentes mencionan para hacer que las víctimas proporcionen información fonanciera:

“Que su número de seguro social ha sido relacionado con el lavado de dinero; o que su número de seguro social se ha utilizado para abrir cuentas bancarias y que el gobierno confiscaría esas cuentas y que para proteger su dinero, los fondos deben transferirse a cuentas específicamente creadas por el gobierno, que estarán protegidas hasta que se resuelva la situación, momento en el cual el dinero será devuelto, o de lo contrario se le podría arrestar”.

El FBI pidió al público considerar, antes que nada, que esa institución nunca va a pedir información financiera personal por medio del teléfono. Hay dos formas en que los oficiales del FBI contactan, mediante el servicio postal o personalmente.

Recomendó que, si alguien llega a recibir una llamada telefónica como esa, sospeche de llamadas telefónicas queno haya hecho; nunca le dé dinero o información personal a alguien con quien no tenga vínculos y no haya iniciado el contacto”.

Por otra parte, “antes de inscribirse en un concurso o lista de distribución de correo electrónico, asegúrese de que la empresa tenga una política de no compartir su información o venderla a un tercero”.

Finalmente, “confíe en sus instintos: si una llamada desconocida lo incomoda o dice cosas que no suenan bien, cuelgue”.

Los delincuentes que se hacen pasar por agentes del FBI han usado números telefónicos de la agencia en los estados de California, Montana, Colorado, Texas, Wisconsin, Oklahoma y Kentucky.